Gracias, youtube.

Con el viaje acercándose, la emoción se hacía presente en todo momento; cuando tenía tiempo libre en el trabajo me dedicaba a recorrer por medio de Google maps las calles en las que pronto viviría y diario contaba los días que faltaban para el viaje. Entre tanta felicidad, no me había percatado del hecho de que (obviamente) para llegar junto a Alberto iba a tener que tomar un avión.

En algún punto de mi vida, desarrollé (mucho antes de la ansiedad) una fobia grande a los aviones. No siempre fue así, ya que tuve la oportunidad de viajar en mi adolescencia en repetidas ocasiones al extranjero y no sentía miedo, ni siquiera en las turbulencias. Sin embargo, sin aviso previo, en un viaje de generación a mis 17 años a Cancún tuve mi primera experiencia de sentir pavor incluso antes de despegar. Todo el trayecto estuve sudando, pensando en las peores cosas que nos pudieran ocurrir. Desde ese momento detestaba subirme a un avión, hasta convertirse poco a poco en una fobia.

Bien, acercándose Marzo yo sabía que no podía dejar que los ataques de pánico volvieran, y menos en un avión. Todo mundo me trataba de consolar a su manera, incluso había personas que me decían “tranquila, si se cae, al menos te mueres rápido”, o el típico “es más probable que te accidentes en un coche”, ¿cómo explicarle a todas esas personas que me sabía de memoria todo lo que me decían? Incluso un amigo que es ingeniero aeronáutico me explicó muy bien cómo funciona un avión en el aire y por qué es tan seguro…aún así seguí odiando la idea de estar metida en uno. Un vecino, me dio la salida fácil “tómate uno o dos dramamine y te noquea todo el camino”, le creí porque su hermano también tiene fobia y le funcionó. Quise probar en mi casa cómo respondía mi cuerpo a la pastilla. Tomé sólo una y a la media hora efectivamente ya estaba dormida, y cuando desperté vi que habían sido pasado 4 horas (lo que dura el vuelo a Colombia).

Aún teniendo ya mi plan de escape (dormir) la ansiedad seguía visitándome para decir que mi mente no estaba lista para enfrentar ese reto, sumándole a todo ello el contexto que sucedería: iba a dejar a mi familia, amigos, perros, todo lo que conocía para llegar a vivir a un país desconocido, empezando desde cero. Como mencioné anteriormente, la mente no se basta sólo de palabras, hay que mostrarle hechos.
Se me ocurrió empezar a ver videos de Youtube de pilotos que graban sus vuelos comerciales desde la cabina; no pasaban ni 5 minutos y mis manos sudaban, mi corazón se aceleraba, me dolía la cabeza.  Con el tiempo, comencé a darme cuenta de los hermosos paisajes que ellos pueden disfrutar mientras pilotean, y la pericia con la que aterrizan. El saberlos tan preparados y la parte visual tan bonita de estar en el aire, me calmó un poco, así que pasé a lo más complejo que fue buscar el mismo tipo de videos pero que presentaran turbulencias. En esta categoría fue más difícil de controlar los nervios, sólo podía pensar en la pobre gente que tenía que estar aguantando en los asientos toda esa sacudidera. Días después, me empecé a dar cuenta que aún en los momentos de turbulencia los pilotos estaban muy relajados; incluso uno de ellos tomaba un café mientras su asiento saltaba un poco, era como ver a un conductor de carro pasar por una calle empedrada. Claro que siempre iba a ver una posibilidad de que todo saliera mal, pero ¿qué no es así con absolutamente todo lo que hacemos? La fatalidad puede suceder en cualquier momento, pero debemos encontrar la forma de no vivir con ese pensamiento mermando la felicidad de nuestros días. (Sé que no es fácil)

Con cada video que podía completar sin entrar en ansiedades fuertes, sabía que iba avanzando. Todo estaba listo: en mi trabajo ya me habían finiquitado y había podido ver a la mayoría de mis amigos y familia que quería visitar antes de irme. Sólo faltaba la maleta y que el día llegara.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s